RESPETAMOS Y RECUPERAMOS LA TRADICIÓN

El apellido Pagán permanece vinculado a la relojería desde 1921, fecha en la que se instaló su primer taller en la ciudad murciana de Cartagena
En la década de los 40 nos establecimos en Vigo, (Ciudad de Galicia, situada a 100 Km.al sur de Santiago de Compostela) donde siempre se le ha dado prioridad al taller, contando en la actualidad con un establecimiento comercial de venta al público de relojería y joyería, además de una oficina administrativa con sala de demostraciones, taller y almacén , ambos en la calle María Berdiales, 2.
Fieles a la tradición relojera, por nuestro taller han pasado y pasan toda clase de relojes de todo tipo y época.
En los años 60 empezamos con la distribución de sistemas de relojería industrial. Conforme han ido pasando los años hemos evolucionado con la tecnología y hoy en día instalamos todo tipo de relojes para control en la industria, ya sean independientes o formando parte de la red informática de la empresa. Asimismo comercializamos relojes y calendarios para oficina, y demás productos que pueden conocer en esta web
A principio de los 80 instalamos nuestro primer reloj de torre, llegando en la actualidad a superar la centena. A partir de aquí nos hemos especializado en este tipo de trabajo y hoy en día podemos ofrecer a nuestros clientes un amplio abanico de posibilidades, que van desde la reparación, restauración y mantenimiento de relojes mecánicos, hasta la instalación de nuevos, incluyendo fundición y refundición de campanas, sonorización automática de éstas, carillones de campanas o sobre altavoces, movimiento de autómatas, etc. aplicando en esto las últimas tecnologías.
Esto unido a nuestra forma de trabajo, procurando en lo posible mantener la estética del edificio en las nuevas esferas y copiando las antiguas en caso de rotura, utilizando sistemas electrónicos que copian los toque litúrgicos tradicionales de cada parroquia con martillos que golpean las campanas ocultando a la vista exterior los mismos, usando yugos de madera en las nuevas campanas, etc., nos permite disfrutar del Patrimonio Artístico tal y como nos lo dejaron nuestros antepasados. De ahí nuestro lema RESPETAMOS Y RECUPERAMOS LA TRADICION